Notas 

El peronismo y la izquierda frente al ocaso de Macri

 
 
Claudio Katz1
 
 
El enorme impacto de la fórmula Fernández-Fernández ilustra el cambio de escenario político, que ha generado el fracaso económico de Macri. Ese categórico revés deteriora todos los preceptos neoliberales de los últimos años, facilita el resurgimiento del peronismo y replantea la intervención de la izquierda.
 
Ya nadie discute que el alocado endeudamiento oficial financió la fuga de capitales. Los préstamos no sirvieron para construir puentes, represas u hospitales, sino para perpetrar un vaciamiento financiero mayúsculo. Las consecuencias están a la vista: demolición de la industria, desempleo de dos dígitos, estanflación y agravamiento de la indigencia.
 
Este desastre socava todas las creencias que acompañaron el ascenso de Cambiemos. Los argumentos oficiales han perdido credibilidad. El desplome de la economía ya no puede ser atribuido a la gestión anterior y la simple identificación de la corrupción con el populismo no es verosímil. Pocos mandatarios han utilizando tan descaradamente el poder público para enriquecer a su grupo familiar. Macri será recordado por la banda de espías, magistrados y periodistas que forjó, para armar causas judiciales y extorsionar adversarios.
 
Pero su calamitosa gestión no ha quebrado el sostén de los principales poderes al gobierno. Trump, los grandes medios de comunicación, la elite financiera, las empresas energéticas y el agro-negocio siguen a apostando por Macri y utilizarán todos sus recursos para intentar la reelección.
 
No sólo afianzarán la grieta con campañas sucias y maniobras de los servicios de inteligencia. Tratarán de preservar el veranito cambiario para maquillar el ajuste, aprovechando la sumisión de la UCR y la impotencia del peronismo federal. Buscarán lucrar con el atascamiento de la avenida del medio y con las vacilaciones de los cómplices parlamentarios de sus tropelías.
 
El nivel de padecimientos populares que sucedería a un improbable triunfo de Macri es inimaginable. Por eso resulta imprescindible impedir esa posibilidad.